El mundo será mejor

Si hay algo que me salva del odio del mundo, es la lectura. Quiero recomendar la lectura de “FactfulnessDiez razones por las que estamos equivocados sobre el mundo. Y por qué las cosas están mejor de lo que piensas. de HANS ROSLING”. (Si les interesa, lo dejaré en el área de descargas en la pestaña de mi blog, solo que está en inglés.)

Decidí leer el libro porque las personas que me conocen saben, que soy una persona muy negativa en la forma en la que veo el mundo, sé que estamos mejor que hace cien años, incluso que hace veinte o menos, pero las personas como que aumentan su grado de estupidez conforme pasa el tiempo. En lugar de ser más inteligentes, vamos en retroceso. Y leyendo este libro (del cuál cuando termine, prometo poner una mini-reseña en GoodReads disponible en la parte lateral derecha de mi blog), quisiera encontrar esa tranquilidad y el convencimiento de que las cosas van mejor.

Aunque es una realidad… la gente tiene más acceso a la educación, a servicios básicos como agua, electricidad, salud. La equidad se está haciendo más presente. Y ciertamente hay asuntos que hay que mejorar, por los cuales hay que luchar, pero hasta ahorita, he intentado enforcarme en las cosas buenas. En lugar de pensar que hay 2 millones de personas que se mueren de hambre, mejor pienso en los 8 millones que tienen acceso a la comida tres veces al día, y en lugar de martirizarme sobre esos 2 millones, pensar cómo desde “el privilegio”, podemos acelerar el crecimiento económico, para que a esas personas les vaya mejor.

Incluso pensamos que a la gente pobre “le va mal”, pero es importante aclarar que la mayoría de las personas estamos en un nivel medio económico. Que seguro nuestros abuelos o padres no tienen los estudios que nosotros tenemos, ni las oportunidades, ni el conocimiento, ni los lujos. Que vemos como pobre a alguien que tiene menos que nosotros, pero no olvidemos que mientras tengamos qué comer y servicios básicos, ya no es estar tan mal como pensamos. Nuestros hijos, nietos, sobrinos deben tener mejores condiciones, habilidades y oportunidades que las que tenemos nosotros.

 

Todo esto de que compadecemos al pobre y vemos lo negativo, la mayoría de la culpa la tienen los medios de comunicación. Repito que no es que hay que negar lo malo del mundo, pero hay que hacer un experimento:

CONTEMOS CUÁNTAS NOTICIAS CON UN CONTEXTO NEGATIVO VEMOS.

Y si comparamos con las positivas, son contadas. A los humanos nos requete-encanta el chisme. Y a todos nos gusta comer, incluidos los periodistas. Es bien sabido que los encabezados sensacionalistas son los más leídos.

Para analizar hay que ser objetivos no subjetivos. Ser precisos y concisos. Si una noticia impacta más por su emoción que por su contenido, hay que tener cuidado porque será tendenciosa esa información. Hay que leerla, pero no dejarnos enmarañar en la red de negatividad que conlleva su cuerpo informativo.

Aquí les dejo un examen acerca de hechos del mundo, cuya última actualización fue en 2018. Nos da una idea de qué tan informados estamos sobre los sucesos del mundo estadisticamente hablando. Si quieren compartir sus resultados los pueden comentar aquí.

http://forms.gapminder.org/s3/test-2018

Después de hacer el pequeño examen, está la página de Gapminder existe una infinidad de mapas sobre muchos temas a nivel mundial en el que se puede apreciar que en casi todo vamos mejorando como sociedad.

 

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s