Sustos que dan gusto…pero a otras personas.

En los últimos días me he preguntado sobre lo mala que puede llegar a ser la gente. En específico me pregunté a mi misma sobre cómo reaccionarían las personas al saber que yo estuviera embarazada.

El ser madre es algo que jamás he querido, no quiero en este momento y no querré en el futuro, y cuando las personas me interrogan sobre eso y mi respuesta es clara (les respondo porque me preguntan, solo por eso), sacan comentarios del tipo:

— Aún eres demasiado joven, puedes tener después.

— Eso dices ahora, pero después te arrepientes

— La vida de una mujer es completa cuando tiene un hijo.

— Te vas a quedar sola, un hijo te hará compañía toda la vida.

Entre otras cosas. Desde el punto de vista y las épocas en las que vivieron esas personas puedo entender el porqué piensan de ésta manera. No obstante, la mayor razón para no tener un hijo pareciera ya casi una cuestión de orgullo. Porque solo en el caso muy hipotético de estar embarazada, más que felicidad o lo que se espera del momento de tener un bebé, serían comentarios como:

— Te lo dije, sabía que te arrepentirías

— Ay si, la que no quería tener hijos

— Al fin ya eres una mujer en todos los sentidos

El embarazo es una situación que muchas mujeres NO DESEAMOS, y que muchos por el morbo y las ganas de tener razón, desean que uno se encuentre en la situación mencionada. Photo by Garon Piceli on Pexels.com

Por decir algunas pavadas que se me ocurre que las personas dirían (en su mayoría mujeres). Solo veo sus rostros llenos de morbo y felicidad, de cómo desearon y lograron que yo tuviera el mismo destino que parece ser marcado para todas las mujeres, sin importar las aspiraciones profesionales y/o personales que algunas tenemos.

Y si… es más difícil conseguir un embarazo que no conseguirlo, y si ambas partes en una relación sexual se cuidan, al menos que estés bien salado, te resultaría todo en un embarazo.

Y si (por dos)… Nunca le daré el gusto a los demás morbosos, sin aspiraciones personales, y que solo desean ver sufrir a los demás para ver saciadas sus ganas de tener la razón, de decirme esas pavadas de que al fin voy a tener hijos, porque realmente es algo que no deseo y que afortunadamente y en el peor de los casos, existe el aborto.


This work is licensed under a Creative Commons Attribution 4.0 International License.

1 Comment

  1. Odiame so quieres (me lo habré ganado) pero siempre pensé que tu deberias tener al menos un hijo.

    Lo digo por una razón meramente evolutiva, poco o nada tienen que ver los asuntos morales que pasan por la cabeza de las personas comunes (y hasta corrientes)… Me explico: La evolución no se rige (como quisieramos algunos) por quienes son los mejores, o mas aptos, o mas fuertes, sino únicamente por aquellos que pueden dejar descendencia. tengo entendido que algunos caracteres del fenotipo que afectan la conducta se transmiten de padres a hijos como rasgos evolutivos. Tal vez estoy mal pero si un grupo se perpetua a travez de actos como la violación esa conducta evolutiva quedará como parte del acervo genetico de la especie a travez de generaciones. A lo que voy: si la gente con buenos rasgos evolutivos no deja descendencia el planeta quedará a mano de la gente con razgos conductuales evolutivos desfavorables… da wueva leer todo esto pero hasta tener hijos puede ser una forma de cuidar al planeta… Al final es la opción de cada uno, yo se que estoy condenado a la extinción genetica de mi linaje pero al menos trataré de vivir lo mejor que pueda. Hace años odiaba a los bebés (y no se porqué) hoy solo los aborresco un poco. saludos.

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s